Pastor Javier Bertucci, Enseñanza sobre la Santa Cena

El sábado 24 de julio la Iglesia Cristiana Maranatha realizó un poderoso ayuno dirigido por el Pastor Javier Bertucci, el cual reunió a gran parte de la congregación en una oración y súplica constante durante el transcurso del día. La enseñanza del día estuvo basada en la importancia de la Santa Cena en el pueblo de Dios y cual debe ser la actitud más correcta para tomarla. Al final del ayuno toda la congregación realizó la Santa Cena y de esta forma concluyó este excepcional día.

1 Corintios 11:29

Porque el que come y bebe indignamente, sin discernir el cuerpo del Señor, juicio come y bebe para sí.

Recae un juicio en el creyente que toma de la Santa Cena sin discernimiento, no es sólo un pedazo de pan, tiene que ser visto como el Cuerpo de Cristo, que fue molido por los pecados de la humanidad. Cuando entiendes esto deja de ser una práctica religiosa y comprendes que representa la Sangre y el Cuerpo de Cristo. No puedes tomar la Santa Cena como una ceremonia religiosa que carece de poder y profundidad.

El hecho de tomar la Santa Cena sin discernimiento trae juicio de enfermedad, muerte prematura y debilidad, la voluntad de Dios no es esta, pero esta actitud puede abrir camino a Satanás para que pueda hacerlo. Cuando disciernes la Santa Cena viene fortaleza, sanidad y muchos años de vida.

¿De dónde viene esta celebración?

1 Corintios 5: 7

7 Limpiaos, pues, de la vieja levadura, para que seáis nueva masa, sin levadura como sois; porque nuestra pascua,(A) que es Cristo, ya fue sacrificada por nosotros.

Esta celebración proviene de la Pascua del pueblo judío; el sacrificio de un cordero limpio y sin mancha. Actualmente Cristo es la Pascua de la Iglesia, para que el pueblo pueda tener sanidad, libertad y larga vida. Cuando tomas el Cuerpo de Cristo haces memoria del sacrificio de Jesús en la Cruz.

Éxodo 12: 3

Hablad a toda la congregación de Israel, diciendo: En el diez de este mes tómese cada uno un cordero según las familias de los padres, un cordero por familia.

Jesús tiene el poder de mantener una familia unida, sana, protegida y en victoria. La Pascua se instituyó por familias, Cristo no murió sólo por ti, sino por toda tu familia. Tienes que tener la fe de que toda tu familia está en la lista de salvación, porque es una Cordero por familia. Mientras tengas la revelación de que ese Cordero que tomas es el Cuerpo y Sangre de Cristo vendrá a ti la fe para creer en un milagro financiero en tu vida.

Hebreos 11: 28

Por la fe celebró la pascua y la aspersión de la sangre, para que el que destruía a los primogénitos no los tocase a ellos.

Puedes ser libre de los planes del diablo, si tienes fe en la celebración de la Santa Cena ¡Lo que toca al mundo, no tocará al pueblo de Dios!

Éxodo 12: 22

Y tomad un manojo de hisopo, y mojadlo en la sangre que estará en un lebrillo, y untad el dintel y los dos postes con la sangre que estará en el lebrillo; y ninguno de vosotros salga de las puertas de su casa hasta la mañana.

Cuando tomas de la Sangre le demuestras al diablo de que eres una casa señalada por Dios para ser bendecida, prosperada y sanada; un lugar para que Dios repose. ¡Cuando realizas la Santa Cena comes el fruto correcto! Un día Adán y Eva comieron un fruto incorrecto, que trajo maldición a sus vida. El Cuerpo y la Sangre de Cristo hoy simbolizan el fruto correcto que traerá todo aquello que produjo maldición a la humanidad por el pecado de Adán y Eva. ¡Realiza la Santa Cena con la revelación correcta!

Publicado en Sin categoría | Deja un comentario

Javier Bertucci, ¿Qué Sucede si No Oro?

El jueves 8 de julio nuestra Iglesia tuvo el grato honor de recibir al Apóstol de nuestro ministerio Nahum Rosario, quien tras los hechos ocurridos en los últimos días viajó desde su sede en Chicago, para apoyar al Pastor Javier Bertucci y a la Iglesia Cristiana Maranatha Valencia. Durante este día el Apóstol predicó una gran enseñanza a toda la congregación reunida, explicando que “No hay nada más importante para una Iglesia que la oración”.

La oración atrae un campo magnético para la operación del Espíritu Santo en tu vida y un gozo de las oraciones contestadas. Si no oras frustras la gracia de Dios en la tierra, en cambio cuando lo haces te conviertes en un agente de Dios en la tierra.

Salmo 115: 16

Los cielos son los cielos de Jehová; Y ha dado la tierra a los hijos de los hombres.

Existe una ley de causa y efecto, si oras sin desmayar, a su debido tiempo la fe moverá a Dios a tú favor y por aquellos por los cuales intercedes. Cuando oras Dios envía refuerzos, porque si persistes recibirás tu milagro, pero si no oras:

Descuidas tu función y responsabilidad gerencial en la tierra

Génesis 1: 26

Entonces dijo Dios: Hagamos al hombre a nuestra imagen, conforme a nuestra semejanza; y señoree en los peces del mar, en las aves de los cielos, en las bestias, en toda la tierra, y en todo animal que se arrastra sobre la tierra.

Eres un gerente de Dios en la tierra, Dios te ha asignado cuidar de ella. Por esta razón Satanás no quiere que ores, para que exista un vacío existencial en el mundo espiritual y poder introducirse dentro de la Iglesia. Si no oras Dios no cuenta con agentes en la tierra. Él busca agentes; hombres y mujeres intercesores. Tu vida es un canal para pasar los sueños y las visiones de Dios para la humanidad.

Salmo 8: 4-6

Digo: ¿Qué es el hombre, para que tengas de él memoria, Y el hijo del hombre, para que lo visites? Le has hecho poco menor que los ángeles, Y lo coronaste de gloria y de honra. Le hiciste señorear sobre las obras de tus manos; Todo lo pusiste debajo de sus pies:

Dios todo lo puso debajo de tus pies; pecado, enfermedad, pobreza, miseria y todo aquello que vaya en contra de la voluntad divina. Tienes una gran responsabilidad como agente del Reino de Dios.

El Reino no viene

Tienes que orar para que el Reino venga. Satanás le tiene miedo al Reino de Dios, porque éste tiene poder.

Satanás podrá hacer lo que quiera

Se te han dado las llaves del Reino de los cielos, para prohibirle a Satanás entrar en la vida de los creyentes. Hay cosas que ya están desatadas y atadas en los cielos, pero tienes que activarlas por medio de la oración en la tierra.

Mateo 16: 19

Y a ti te daré las llaves del reino de los cielos; y todo lo que atares en la tierra será atado en los cielos; y todo lo que desatares en la tierra será desatado en los cielos.

Dios se ve obligado a enviar juicio

Si la iglesia no ora para que el juicio no venga, Dios hará su justicia. Tienes que clamar para obtener la misericordia de Dios.

Ezequiel 22: 29-31

El pueblo de la tierra usaba de opresión y cometía robo, al afligido y menesteroso hacía violencia, y al extranjero oprimía sin derecho.

Y busqué entre ellos hombre que hiciese vallado y que se pusiese en la brecha delante de mí, a favor de la tierra, para que yo no la destruyese; y no lo hallé.

Por tanto, derramé sobre ellos mi ira; con el ardor de mi ira los consumí; hice volver el camino de ellos sobre su propia cabeza, dice Jehová el Señor.

Es necesario que te pares en la brecha para interceder por el pueblo, para orar por el pueblo de Dios y que este sea establecido. Cuando Dios no encuentra personas que oren se ve obligado a enviar juicio, porque nadie lo detuvo. Toda profecía que Dios da, necesita de intercesores para que sean el canal para que Dios lo realice. Él no hace nada que no sea por las oraciones de Su pueblo.

No hay una venida para que los ángeles asistan a los herederos de la salvación

Hechos 12: 7

Y he aquí que se presentó un ángel del Señor, y una luz resplandeció en la cárcel; y tocando a Pedro en el costado, le despertó, diciendo: Levántate pronto. Y las cadenas se le cayeron de las manos.

Si oras los ángeles vendrán a socorrer a los miembros de Su Iglesia. Hay gran poder en la oración de la Iglesia. No puedes vivir descuidado sin orar, tienes que orar para que el diablo no pueda destruirte.

Mateo 7: 7-11

Pedid, y se os dará; buscad, y hallaréis; llamad, y se os abrirá.

Porque todo aquel que pide, recibe; y el que busca, halla; y al que llama, se le abrirá.

¿Qué hombre hay de vosotros, que si su hijo le pide pan, le dará una piedra?

¿O si le pide un pescado, le dará una serpiente?

Pues si vosotros, siendo malos, sabéis dar buenas dádivas a vuestros hijos, ¿cuánto más vuestro Padre que está en los cielos dará buenas cosas a los que le pidan?

Si no pides, no podrás hallar la gracia y bendición del cielo, es necesario que hoy como Iglesia te levantes en oración y clamor, por cada miembro. Gracias a este clamor podrás recibir la respuesta del cielo, si oras sin desmayar.Pastor Iglesia Maranatha Vavelcia-Venezuela

Publicado en Sin categoría | Deja un comentario

Pastor Javier Bertucci , Evangelio Cambia

El pasado viernes 26 de marzo se desarrolló una gran jornada del Evangelio Cambia, con la participación de unas 1000 personas y 14 grupos de teatro, las cuales llevaron el mensaje del Evangelio de Jesucristo a miles de personas, en 14 playas del estado Carabobo y Falcón.

Este tipo jornada evangelística se realizó por primera vez en las playas del estado Carabobo durante el pasado asueto de carnaval, en la cual se alcanzaron más de 45 mil temporaditas, en esta oportunidad la Iglesia Maranatha decidió extender la actividad llegando a las playas fue superada esa cifra alcanzando a más de 52 mil personas, las cuales recibieron la palabra del Evangelio de Jesucristo, algunos fueron tan impactados que al instante renunciaban a practicas esotéricas,  otros recibieron con lágrimas a Cristo en su corazón y nuevamente muchos son los testimonios del poder de Dios.

Entre algunos de los testimonios; en la playa “Balneario viejo” el equipo evangelístico encontró a una persona que tenía problemas de alcoholismo y recibió a Cristo en la pasada jornada de carnaval, sus comentarios fueron que desde ese día dejó el alcohol y ha visto cambios generales en su vida. En “El Palito” un hombre santero se arrodilló en la arena, rompió sus collares y recibió a Cristo en su vida.

Esta iglesia sin duda ha asumido un compromiso con la extensión del Reino de Dios, en cada lugar de esta Nación y aún fuera de ella, como está escrito en el libro de los Hechos 1:8 “pero recibiréis poder, cuando haya venido sobre vosotros el Espíritu Santo, y me seréis testigos en Jerusalén, en toda Judea, en Samaria, y hasta lo último de la tierra”.

Publicado en Sin categoría | Deja un comentario

Javier Bertucci, La Mayor Influencia de un Cristiano es la Intercesión

Como continuación a las clases de intercesión el día viernes 28 de mayo el Pastor Javier Bertucci predicó el tema “La mayor influencia de un cristiano es la intercesión” siendo esta la enseñanza número diez. Explicando que todo lo que se cambie por medio de mecanismos humanos, se convierte en una manipulación premeditada y calculada. El intercesor debe presentarse delante de Dios hasta que Jesús obre a favor suyo.

Dios no te manipula para cambiarte, Él usa su Santo Espíritu. Su obra no es carnal sino espiritual. Por medio de la manipulación puedes logras que alguien haga lo que tú quieres, pero será tu voluntad no la de Dios. Cuando intercedes crees en el principio de la intercesión, crees que hay un Dios que te oye en el cielo. Usas por medio de la intercesión deliberadamente una acción espiritual para formar o reforzar actitudes en otras personas.

La influencia es diferente a la manipulación. La influencia espiritual es la utilización deliberada de un principio espiritual para reforzar las actitudes en otras personas. La Biblia te invita a ser una influencia por medio de la intercesión. Las cosas que logras en la manipulación no te dan la garantía de éxito, porque nunca sabrás si realmente fue la voluntad de Dios o no. La astucia es una cualidad de Satanás y todo aquel que es astuto manipulando es como él.

El que intercede es el primero en cambiar

La intercesión es un uso deliberado de los principios espirituales para cambiar o reforzar las actitudes de una persona. La influencia espiritual se hace por medio de lo que oyes en el cielo, en cambio la manipulación terrenal se hace por medio de lo que oyes en la tierra. Ambas provienen de lo que se dicen; en el cielo o en la tierra. La manipulación incluso puede estar maquillada de buenas intenciones. Cuídate de a quien estás oyendo, tienes que oír la voz de Dios. Cuando intercedes hablas al cielo y el primer afectado eres tú.

Romanos 8: 26

Y de igual manera el Espíritu nos ayuda en nuestra debilidad; pues qué hemos de pedir como conviene, no lo sabemos, pero el Espíritu mismo intercede por nosotros con gemidos indecibles.

La intercesión hace elevar tu espíritu

Cuando el Espíritu Santo está intercediendo a través de ti, tú eres el primer transformado por medio de la intercesión. Debes usar esta influencia para primeramente afectar tu vida antes de cambiar otras vidas. Logrando elevar la naturaleza del que intercede a la altura de Dios; a una reverente contemplación de su amor y santidad. Empezando con ver lo que antes no podías ver. Personas que oran y no cambian no hacen bien el trabajo de intercesores, porque el primero que es transformado es el que intercesión. La intercesión es una elevación de tu alma y espíritu; viendo desde arriba los problemas más pequeños.

El intercesor verdadero no aloja el odio en su corazón. Porque cuando el sube y contempla el amor de Dios ve a las personas con el amor que Él las ve. Todo lo que Dios quiere es Santo. Dios no te ama porque eres santo, tú eres santo porque Dios te ama. Todo lo que Dios ama es santo. La palabra santo significa aparatado para Dios. No eres santo por tus propios medios, la sangre de Cristo te hace limpio.

Afina tu carácter de acuerdo a tu llamado

Cuando te elevas por medio de la intercesión tu carácter interno es afinado de acuerdo con el llamado que Dios te ha hecho, los ajustes de carácter que tú necesitas los consigues por medio de la intercesión y contemplar el amor de Dios. Eres de acuerdo a lo que Dios te mando hacer. La traición, el chisme y el que te acusa prueba tu carácter. El trabajo del Espíritu Santo es crear tu columna de acuerdo al peso que deberás soportar. Dios va a finarte de acuerdo a tu carácter.

La afinación que viene por medio de circunstancias de vida se apresura por medio de la intercesión. Un intercesor genera un carácter interno tan poderoso que su carácter habla más que sus palabras. Dios oye a todos, con algunos se sienta hablar y con algunos pocos termina haciendo lo que ellos le pidieron. El carácter se afina a un punto en la intercesión que Dios se sienta hablar contigo cosas que afectan a otras personas. Tu influencia con Dios es relativa a lo que tú eres con Él.

Lo que eres en Dios mide tu influencia con Dios. Quieres tener influencia con Dios ten carácter espiritual. Cuando generas un carácter que es traído de la intercesión; tu deseo se convierte en el deseo de Dios. Amando lo que Dios quiere y hace, más que lo que tú quieres o haces. Cuando eso ocurre, tu carácter es afinado al de Dios, haciendo que cada vez que se doblen tus rodillas ante Dios el infierno tiemble y el cielo se detenga a  escucharte.

Zacarías 8: 23

Así ha dicho Jehová de los ejércitos: En aquellos días acontecerá que diez hombres de las naciones de toda lengua tomarán del manto a un judío, diciendo: Iremos con vosotros, porque hemos oído que Dios está con vosotros.

Los judíos entendieron que la mayor influencia de un cristiano es la intercesión. Este pueblo entendió que la intercesión era tan importante que lo consolidaron como la influencia más grande del hombre ante Dios. Tenían unos mantos de oración, que caracterizaban a los intercesores, estos hombres sabían que ese judío era escuchado por Dios. Hoy es tú intercesión la que le hace saber al impío que tú tienes relación con el Dios del universo.

Mateo 9: 20

Y he aquí una mujer enferma de flujo de sangre desde hacía doce años, se le acercó por detrás y tocó el borde de su manto;

En un lugar alto una mujer estaba parada y vio en Jesús la solución de sus problemas. Viéndolo de lejos, observó que tenía un manto de oración y la mujer dijo que si tan sólo tocare el borde de su manto sería sana. Todo aquel que ora a Dios tienes ese manto de oración y cualquier impío que toque ese manto, pasara algo en su vida. La intercesión es la mayor influencia que un cristiano tiene en la tierra. Todo aquel que genera una intercesión en la tierra tiene una influencia para cualquiera que se acerque a él y sabrán que Dios está contigo.

Publicado en Sin categoría | Deja un comentario

Javier Bertucci,Somos hechura suya

El viernes 21 de mayo el Pastor Javier Bertucci predicó a la congregación allí presente, explicando que la iglesia tiene la vida suficiente para vencer al mundo. Cualquiera puede ser criatura, pero no cualquiera puede ser hechura de Dios. Una cosa es nacer y otra es ser un hijo de Dios, desde el día que recibiste a Cristo eres una hechura de Él. No eres un ser creado, eres un ser hecho por Dios. ¡Eres hechura de Dios!

Efesios 2: 1

Y él os dio vida a vosotros, cuando estabais muertos en vuestros delitos y pecados.

Dios te dio vida cuando estabas en delitos y en pecados. Debes estar en alegría,  gozo y victoria. Él te saco de la muerte a su Reino de vida; eso te hace ser diferente. Tú tienes vida, ya no debes esperar lo que esperan los demás.

Tienes que vivir para decirle al diablo que saque sus manos de tu vida e indicarle a la humanidad que hay vida dentro de ti. Ya no eres igual; con las mismas derrotas, tienes derecho a una victoria. Las personas vienen a la iglesia y siguen viviendo en derrota y en sufrimiento.

Efesios 2: 2

En los cuales anduvisteis en otro tiempo, siguiendo la corriente de este mundo, conforme al príncipe de la potestad del aire, el espíritu que ahora opera en los hijos de desobediencia

Si no tienes la dinámica de pelear en contra de la corriente del mundo es porque no se te ha revolado que tú tienes vida. Cuando estás vivo nadas en contra de la corriente de este mundo. No te quejes si estás luchando en contra del pecado o la debilidad, esta es tu garantía de que tienes vida. Al diablo no se le llama rey nunca, ni aun del mundo, porque rey sólo hay uno y es Jesús.

Dios te dio vida

Efesios 2: 3

Entre los cuales también todos nosotros vivimos en otro tiempo en los deseos de nuestra carne, haciendo la voluntad de la carne y de los pensamientos, y éramos por naturaleza hijos de ira, lo mismo que los demás.

La vida tiene más poder que la muerte. Jesús es la vida; esta es más que la enfermedad, el desanimo, la frustración y la pobreza. Si Dios te dio vida, no te entregues a estas cosas y espera lo mejor en tu vida. El desanimo viene como consecuencia de olvidar que tienes vida dentro de ti.

Si piensas mal del futuro estas pensando mal de Dios. Tú pasado y futuro están en las manos de Dios. Cuando esperas lo mejor en tu vida, no dudas que lo mejor va a venir de la mano de Dios. Lo que piensas tú haces, esto le genera a tu carne un sentimiento, te cae de inmediato que te va ir mal, si piensas así.

Renuncia a lo viejo, al pasado, tú no eres ya como los demás, ahora eres hechura de Dios. No eres un hijo que enoja a su papá sino que lo alegras. Ya no puedes hacer las cosas que hacían los demás; amargados, con ira, desordenados. Ya Dios te dio vida para que sigas como los que no son hechura de Dios. Tu vives para darle placer a Dios y gloria, no para enojarlo.

Dios es rico en misericordia. Si eres un hijo de Dios tienes que ser rico en misericordia, ya no puedes ser como los demás. No puedes alegrarte cuando el hermano cae, el que siembra misericordia la cosecha de igual manera.

Efesios 2: 4-5

Pero Dios, que es rico en misericordia, por su gran amor con que nos amó, aun estando nosotros muertos en pecados, nos dio vida juntamente con Cristo (por gracia sois salvos),

Cualquiera ama al que le ama pero ¿Quién ama al que le odia? Dios lo ama y es mejor que tú también lo hagas. Lo que más odias termina por acercarse a ti, por eso el cristiano no debe tener odio alguno. Dios te dio la misma clase de vida que Jesús tiene, no es una vida inferior. No tienes derecho a tener una vida inferior a la de Él. Cuando tú quieres caminar en la vida de Jesús lo puedes hacer, no lo haces porque vez la circunstancias. La vida nunca muere, no siguas caminando como los demás. Tú tienes la vida abundante de Cristo. Jesús es la vida y esta te sostiene a ti, Él sostiene todas las cosas.

Dios te dio resurrección y el mismo cuerpo glorificado de Jesús

Efesios 4: 6

Y juntamente con él nos resucitó, y asimismo nos hizo sentar en los lugares celestiales con Cristo Jesús,

Jesús te dio la misma vida que la de Él y también la misma resurrección. Lo que muere de ti es la carne, un día resucitaras al igual que Jesús. Por esta razón él que sabe esto no le teme a la muerte. Mientras le temas a la muerte; no sabes la vida y resurrección que tienes dentro. No puedes aferrarte a la vida inferior de esta tierra, si Dios te dio una vida mayor en el cielo. Si alguno esta en Cristo nueva criatura es, tiene la misma vida de Dios y resurrección en él ¡Tú eres eterno!

Jesús no te ve en pasado sino en presente. Jesús te da el mismo poder de autoridad que Él tiene. Todo lo que Jesús te ha dado es para mostrar las riquezas de su gracia a todo el mundo, no para alardear. Ya tú no eres como los demás, estas sentado juntamente con Jesús con su misma vida, resurrección y poder.

Efesios 2: 8-10

Porque por gracia sois salvos por medio de la fe; y esto no de vosotros, pues es don de Dios; no por obras, para que nadie se gloríe.

Eres hechura de Dios. Creada en Cristo Jesús para buenas obras, las cuales Dios preparó de antemano para que anduvieses en ellas. Dios hizo buenas obras para que tú caminaras en ellas; paz, prosperidad, buena relación con Él. El problema es cuando caminas en tus obras y no en las de Dios. Tienes que orar y preguntarle a Dios cuales son las obras, asegúrate de hacer su voluntad. ¡Eres hechura de Dios! Él no hizo perdedores sino ganadores.

Publicado en Sin categoría | Deja un comentario

Javier Bertucci, Las Actitudes de la Iglesia del Reino

El Domingo 30 de mayo se realizó un poderoso servicio, dirigido por el Pastor Javier Bertucci, que reunió a toda la congregación. En el cual predicó de las actitudes de la Iglesia del Reino; explicando que hay actitudes que van a definir y ubicar a la iglesia de Dios en medio del Reino.

Hay muchas Iglesias que sólo buscan hacer algo con su firma y beneficio. Ya alguien pagó el precio, existe algo más alto que una organización y es el Reino de Dios. La Iglesia del Reino de Dios es aquella que tiene una actitud en medio del mundo, de las circunstancias y de las organizaciones. Toda Iglesia debe pertenecer a una organización, pero el problema está cuando la organización quiere anteponerse al Reino y a sus actitudes. Tienes que ser un representante del Reino de Dios. Dios es el que establece Su Reino.

Daniel 2: 44

Y en los días de estos reyes el Dios del cielo levantará un reino que no será jamás destruido, ni será el reino dejado a otro pueblo; desmenuzará y consumirá a todos estos reinos, pero él permanecerá para siempre,

Daniel describe el establecimiento del Reino como algo natural y común que sucedería en algún tiempo. Dios le muestra a Daniel que vendría un tiempo en donde Su Dominio ya no sería manipulable, estandarizado a las religiones. Los demás reinos representan otras organizaciones o espíritus organizacionales, de los cuales tienes que cuidarte. Un espíritu de organización y federación trata de aniquilar el poder de Dios y todo lo que sucede dentro de la iglesia. El Reino de Dios es más grande que la organización, la iglesia o tú vida, porque Su Reino es universal.

Dios no hace sectarismo, establece un solo cuerpo en Cristo. Jesús no vino a dividir su Iglesia sino a establecer una Iglesia. Estableció un Reino por medio de la Iglesia, hay actitudes que se esperan de las personas en la iglesia. El Reino de Dios no es lo que tú puedas controlar sino en lo que puedas servir. La iglesia del Reino de Dios siempre va hacer perseguida y señalada.

Mateo 5: 10

Bienaventurados los que padecen persecución por causa de la justicia, porque de ellos es el reino de los cielos.

La persecución es parte de ser del Reino de Dios. Tienes que sentirte en bienaventuranza si estás en ella. Personas que no están en el Reino persiguen a los que si están. Acóplate a la actitud del Reino, no te voltees a criticar al que te está criticando. El que critica te mantiene alerta en el Reino de Dios; preocúpate si todos te amen. No te vuelvas a perseguir al que te persigue.

Salmo 110: 1-2

Jehová dijo a mi Señor: Siéntate a mi diestra, Hasta que ponga a tus enemigos por estrado de tus pies. Jehová enviará desde Sion la vara de tu poder; Domina en medio de tus enemigos.

Tú no eres como el mundo ni eres de él, éstas arriba del que te persigue y te critica. El que está arriba es el que domina, si tú no te rebajas a criticar a los que te señalan, estarás por encima de ellos. Dominar es tener una mejor actitud y fuerza que él otro, cuando haces eso dominas porque eres más fuerte en una actitud del Reino de nobleza. Domina y no seas dominado por tus instintos, la actitud correcta es de alguien que sabe que está en autoridad porque en Cristo Jesús te dio autoridad.

Mateo 6: 33

Mas buscad primeramente el reino de Dios y su justicia, y todas estas cosas os serán añadidas.

Mateo 6: 10

Venga tu reino. Hágase tu voluntad, como en el cielo, así también en la tierra.

Cuando colocas el Reino de Dios como prioridad tienes autoridad del Reino. Cuando tú prioridad es ser un líder de algo, no tendrás la autoridad del Reino. Para que el Reino de Dios venga a la tierra; tiene que a ver alguien de la tierra haciendo la voluntad del cielo. Tienes autoridad si estás en el Reino y esta es tú prioridad. La Iglesia debe entender que el evangelismo no es para hacer crecer una Iglesia sino para extender el Reino de Dios en la tierra.

Lucas 13: 20-21

Y volvió a decir: ¿A qué compararé el reino de Dios?

Es semejante a la levadura, que una mujer tomó y escondió en tres medidas de harina, hasta que todo hubo fermentado.

La actitud del Reino va más allá de un deseo egoísta de crecer. El Reino es más grande que cualquier Iglesia. El espíritu de sectarismo tiene que acabarse en la Iglesia. El Reino no es una serie de enseñanzas; es una vida que debe ser ofrecida en sacrificio a Dios para que esta pueda venir a ti. Es semejante a una mujer abnegada que va colocando medidas de levadura esperando que haga efecto. Personas que no se arrodillan a ningún sistema; a satanás o al pecado.

Daniel 3: 6

Y cualquiera que no se postre y adore, inmediatamente será echado dentro de un horno de fuego ardiendo.

Dios quiere hacer algo diferente. El sistema de mercadeo se ha metido de una forma salvaje en la Iglesia. Si Dios te dio un talento ¿Por qué no colocarlo al servicio del Reino? Esa es la actitud de una iglesia del Reino. Cualquiera que no se arrodille frente al sistema será echado en un horno de fuego. Inmediatamente eres echado en una prueba de fuego; aparentemente cuando decides esto; no viene ninguna retribución inmediata. A la larga produce un impacto en el cielo y Dios va a honrar tu actitud. Un día tus convicciones serán probadas.

Daniel 3: 7

Por lo cual, al oír todos los pueblos el son de la bocina, de la flauta, del tamboril, del arpa, del salterio, de la zampoña y de todo instrumento de música, todos los pueblos, naciones y lenguas se postraron y adoraron la estatua de oro que el rey Nabucodonosor había levantado.

Hay personas que bailan al mismo ritmo que el mundo, no le bailes la música al diablo. Hay un sonido del cielo y del diablo. Baila al ritmo de Dios.

Daniel 3: 12

Hay unos varones judíos, los cuales pusiste sobre los negocios de la provincia de Babilonia: Sadrac, Mesac y Abed-nego; estos varones, oh rey, no te han respetado; no adoran tus dioses, ni adoran la estatua de oro que has levantado.

Hay personas que para mantenerse en sus negocios tienen que ir con el sistema. Ese reporte era para decir que estos varones tienen un punto débil, ellos manejaban los negocios. Hay personas que le importa más el negocio que la voluntad de Dios.

Daniel 3: 13-14

Entonces Nabucodonosor dijo con ira y con enojo que trajesen a Sadrac, Mesac y Abed-nego. Al instante fueron traídos estos varones delante del rey.

Habló Nabucodonosor y les dijo: ¿Es verdad, Sadrac, Mesac y Abed-nego, que vosotros no honráis a mi dios, ni adoráis la estatua de oro que he levantado?

Que tú mirada le dé un mensaje a Satanás que tú puedes destruir sus obras. Estos tres hombres caminaron con dignidad, había una actitud en ellos que no eres común en su reino. El rey está airado porque cree que con sus palabras los iba a intimidar.

Daniel 3: 16-17

Sadrac, Mesac y Abed-nego respondieron al rey Nabucodonosor, diciendo: No es necesario que te respondamos sobre este asunto.

He aquí nuestro Dios a quien servimos puede librarnos del horno de fuego ardiendo; y de tu mano, oh rey, nos librará.

El rey tiembla de ira al ver la actitud de estos varones. Dile a tus deseos, al diablo, al sistema ¡Ya no más! has la voluntad de Dios.

Daniel 3: 18

Y si no, sepas, oh rey, que no serviremos a tus dioses, ni tampoco adoraremos la estatua que has levantado.

No sirvas a Dios por lo que pueda hacer por ti sino por amor a Él. Dile al diablo, a la circunstancia que no te arrodillaras en frente de ellos. Así Dios no te prospere o de lo que quieras. Tienes que tener la estructura del Reino. Cuando un hombre o una mujer del Reino se paran en esa posición no serán conmovidos. Cuando tomas esta posición el diablo va querer atarte y anularte por todos lados. Él quiere asegurarse que te quemes. Anulando todos tus recursos y posibilidades.

Daniel 3: 23

Y estos tres varones, Sadrac, Mesac y Abed-nego, cayeron atados dentro del horno de fuego ardiendo.

Los hombres que los echaron al fuego, murieron quemados. Hay una estructura en el hombre y mujer de Reino que no tienen los demás. No trates de meter a nadie en tu horno, las personas del Reino pueden aguantar siete veces más. Prepárate para hacer echado en el horno, si vas a tomar actitudes del Reino. Cuando empieces a caminar en esa prueba de fuego las ataduras son sueltas. Vas a ser libre de todo ataque del diablo. Lo primero que hace el fuego es liberarte. Las ataduras del diablo no pueden quedarse de pie en medio del fuego de Dios.

Tienes que hacerle frente a las próximas generaciones. Las Venezuela de mañana va hacer el resultado de las personas de Reino de hoy. Las personas de Reino renuncian los deseos personales y Dios empieza a oírlos.

Daniel 3: 24

Entonces el rey Nabucodonosor se espantó, y se levantó apresuradamente y dijo a los de su consejo: ¿No echaron a tres varones atados dentro del fuego? Ellos respondieron al rey: Es verdad, oh rey.

El diablo quiere mantenerte atado, porque él sabe que el fuego te va a liberar. El diablo no quiere que tú seas libre. Te saca de la esclavitud del pecado para meterte en la esclavitud de la religión, organización y las federaciones dirigiéndose a una nueva cárcel. El diablo te puede permitir entrar al fuego pero no liberarte. Los escrúpulos religiosos te hacen ser preso de tus propios pensamientos, siendo esclavo de lo que Dios te hizo libre. Dios te hizo libre del temor.

Jesús no tolera a nadie atado en su presencia, lo primero que Dios te hace es librarte de todo; condenación, baja estima y pecado.  El diablo te quiere atar en la religión, en tu familia, en los dogmas, en las finanzas, pero Jesús te quiere liberar de todas estas cosas. Tienes que estar libre y de pie en medio de cualquier circunstancia.

Daniel 3: 25

Y él dijo: He aquí yo veo cuatro varones sueltos, que se pasean en medio del fuego sin sufrir ningún daño; y el aspecto del cuarto es semejante a hijo de los dioses.

Ellos estaban sueltos, paseándose en medio del fuego sin sufrir ningún daño. Tienes que pasearte libre en medio de la deuda, la aflicción, la circunstancia. Jesús es la verdad y el que conoce a Jesús es libre, porque Él no es una religión. Tienes que dejar de ser atado por la religión ¡Se libre! Las personas quieren conseguir a Jesús en medio de la abundancia. Él te está esperando dentro del horno de fuego.  Gente del Reino no le tienen miedo al fuego.

Daniel 3: 26

Entonces Nabucodonosor se acercó a la puerta del horno de fuego ardiendo, y dijo: Sadrac, Mesac y Abed-nego, siervos del Dios Altísimo, salid y venid. Entonces Sadrac, Mesac y Abed-nego salieron de en medio del fuego.

Asegúrate que las personas no te conozcan por tu cargo evangélico sino como siervo del Dios altísimo; porque así tú estarás haciendo la voluntad de Dios y no la tuya. Las personas no van a conocer a Dios directamente, conocerán al Dios que tú muestra.

Daniel 3: 27

Y se juntaron los sátrapas, los gobernadores, los capitanes y los consejeros del rey, para mirar a estos varones, cómo el fuego no había tenido poder alguno sobre sus cuerpos, ni aun el cabello de sus cabezas se había quemado; sus ropas estaban intactas, y ni siquiera olor de fuego tenían.

La gente nunca conocerá a un Dios diferente al que tú les muestras. Todos quieren mirar lo que tú haces; ellos se reunieron a ver cómo eran ellos Las personas quieren ver tu testimonio, para ver si van a creer en el Dios en el cual crees. Tienes que tener un testimonio correcto; todos quieren mirar como vives, como hablas y como te comportas fuera de la iglesia. Cuando las personas vienen a buscar un testimonio completo.

El rey estaba evaluando que estaban libres, que estaban intactos, pero también querían ver como lucían sus ropas.  Es necesario que el cristiano tenga un testimonio integro aun en su vestimenta. El cambio se tiene que ver por dentro y por fuera; que las personas deseen al Dios al cual tú tienes.

Daniel 3: 28

Entonces Nabucodonosor dijo: Bendito sea el Dios de ellos, de Sadrac, Mesac y Abed-nego, que envió su ángel y libró a sus siervos que confiaron en él, y que no cumplieron el edicto del rey, y entregaron sus cuerpos antes que servir y adorar a otro dios que su Dios.

Todos van a bendecir al Dios que ven en ti, no van a recibir a otro Dios que no vean en ti. Has que bendigan a Dios a través de tu vida. Dios está esperando hombres y mujeres para que le glorifiquen. A la gente le vale tus convicciones y tus principios.

Daniel 3: 29

Por lo tanto, decreto que todo pueblo, nación o lengua que dijere blasfemia contra el Dios de Sadrac, Mesac y Abed-nego, sea descuartizado, y su casa convertida en muladar; por cuanto no hay dios que pueda librar como éste.

No hay dios que pueda librar como Dios lo hace. Alégrate, deja de sufrir, Dios te va a librar. Él va hacer maravillas y milagros porque no hay Dios que pueda librar como este.

Publicado en Sin categoría | Deja un comentario

Javier Bertucci, Las Actitudes de la Iglesia del Reino

El Domingo 30 de mayo se realizó un poderoso servicio, dirigido por el Pastor Javier Bertucci, que reunió a toda la congregación. En el cual predicó de las actitudes de la Iglesia del Reino; explicando que hay actitudes que van a definir y ubicar a la iglesia de Dios en medio del Reino.

Hay muchas Iglesias que sólo buscan hacer algo con su firma y beneficio. Ya alguien pagó el precio, existe algo más alto que una organización y es el Reino de Dios. La Iglesia del Reino de Dios es aquella que tiene una actitud en medio del mundo, de las circunstancias y de las organizaciones. Toda Iglesia debe pertenecer a una organización, pero el problema está cuando la organización quiere anteponerse al Reino y a sus actitudes. Tienes que ser un representante del Reino de Dios. Dios es el que establece Su Reino.

Daniel 2: 44

Y en los días de estos reyes el Dios del cielo levantará un reino que no será jamás destruido, ni será el reino dejado a otro pueblo; desmenuzará y consumirá a todos estos reinos, pero él permanecerá para siempre,

Daniel describe el establecimiento del Reino como algo natural y común que sucedería en algún tiempo. Dios le muestra a Daniel que vendría un tiempo en donde Su Dominio ya no sería manipulable, estandarizado a las religiones. Los demás reinos representan otras organizaciones o espíritus organizacionales, de los cuales tienes que cuidarte. Un espíritu de organización y federación trata de aniquilar el poder de Dios y todo lo que sucede dentro de la iglesia. El Reino de Dios es más grande que la organización, la iglesia o tú vida, porque Su Reino es universal.

Dios no hace sectarismo, establece un solo cuerpo en Cristo. Jesús no vino a dividir su Iglesia sino a establecer una Iglesia. Estableció un Reino por medio de la Iglesia, hay actitudes que se esperan de las personas en la iglesia. El Reino de Dios no es lo que tú puedas controlar sino en lo que puedas servir. La iglesia del Reino de Dios siempre va hacer perseguida y señalada.

Mateo 5: 10

Bienaventurados los que padecen persecución por causa de la justicia, porque de ellos es el reino de los cielos.

La persecución es parte de ser del Reino de Dios. Tienes que sentirte en bienaventuranza si estás en ella. Personas que no están en el Reino persiguen a los que si están. Acóplate a la actitud del Reino, no te voltees a criticar al que te está criticando. El que critica te mantiene alerta en el Reino de Dios; preocúpate si todos te amen. No te vuelvas a perseguir al que te persigue.

Salmo 110: 1-2

Jehová dijo a mi Señor: Siéntate a mi diestra, Hasta que ponga a tus enemigos por estrado de tus pies. Jehová enviará desde Sion la vara de tu poder; Domina en medio de tus enemigos.

Tú no eres como el mundo ni eres de él, éstas arriba del que te persigue y te critica. El que está arriba es el que domina, si tú no te rebajas a criticar a los que te señalan, estarás por encima de ellos. Dominar es tener una mejor actitud y fuerza que él otro, cuando haces eso dominas porque eres más fuerte en una actitud del Reino de nobleza. Domina y no seas dominado por tus instintos, la actitud correcta es de alguien que sabe que está en autoridad porque en Cristo Jesús te dio autoridad.

Mateo 6: 33

Mas buscad primeramente el reino de Dios y su justicia, y todas estas cosas os serán añadidas.

Mateo 6: 10

Venga tu reino. Hágase tu voluntad, como en el cielo, así también en la tierra.

Cuando colocas el Reino de Dios como prioridad tienes autoridad del Reino. Cuando tú prioridad es ser un líder de algo, no tendrás la autoridad del Reino. Para que el Reino de Dios venga a la tierra; tiene que a ver alguien de la tierra haciendo la voluntad del cielo. Tienes autoridad si estás en el Reino y esta es tú prioridad. La Iglesia debe entender que el evangelismo no es para hacer crecer una Iglesia sino para extender el Reino de Dios en la tierra.

Lucas 13: 20-21

Y volvió a decir: ¿A qué compararé el reino de Dios?

Es semejante a la levadura, que una mujer tomó y escondió en tres medidas de harina, hasta que todo hubo fermentado.

La actitud del Reino va más allá de un deseo egoísta de crecer. El Reino es más grande que cualquier Iglesia. El espíritu de sectarismo tiene que acabarse en la Iglesia. El Reino no es una serie de enseñanzas; es una vida que debe ser ofrecida en sacrificio a Dios para que esta pueda venir a ti. Es semejante a una mujer abnegada que va colocando medidas de levadura esperando que haga efecto. Personas que no se arrodillan a ningún sistema; a satanás o al pecado.

Daniel 3: 6

Y cualquiera que no se postre y adore, inmediatamente será echado dentro de un horno de fuego ardiendo.

Dios quiere hacer algo diferente. El sistema de mercadeo se ha metido de una forma salvaje en la Iglesia. Si Dios te dio un talento ¿Por qué no colocarlo al servicio del Reino? Esa es la actitud de una iglesia del Reino. Cualquiera que no se arrodille frente al sistema será echado en un horno de fuego. Inmediatamente eres echado en una prueba de fuego; aparentemente cuando decides esto; no viene ninguna retribución inmediata. A la larga produce un impacto en el cielo y Dios va a honrar tu actitud. Un día tus convicciones serán probadas.

Daniel 3: 7

Por lo cual, al oír todos los pueblos el son de la bocina, de la flauta, del tamboril, del arpa, del salterio, de la zampoña y de todo instrumento de música, todos los pueblos, naciones y lenguas se postraron y adoraron la estatua de oro que el rey Nabucodonosor había levantado.

Hay personas que bailan al mismo ritmo que el mundo, no le bailes la música al diablo. Hay un sonido del cielo y del diablo. Baila al ritmo de Dios.

Daniel 3: 12

Hay unos varones judíos, los cuales pusiste sobre los negocios de la provincia de Babilonia: Sadrac, Mesac y Abed-nego; estos varones, oh rey, no te han respetado; no adoran tus dioses, ni adoran la estatua de oro que has levantado.

Hay personas que para mantenerse en sus negocios tienen que ir con el sistema. Ese reporte era para decir que estos varones tienen un punto débil, ellos manejaban los negocios. Hay personas que le importa más el negocio que la voluntad de Dios.

Daniel 3: 13-14

Entonces Nabucodonosor dijo con ira y con enojo que trajesen a Sadrac, Mesac y Abed-nego. Al instante fueron traídos estos varones delante del rey.

Habló Nabucodonosor y les dijo: ¿Es verdad, Sadrac, Mesac y Abed-nego, que vosotros no honráis a mi dios, ni adoráis la estatua de oro que he levantado?

Que tú mirada le dé un mensaje a Satanás que tú puedes destruir sus obras. Estos tres hombres caminaron con dignidad, había una actitud en ellos que no eres común en su reino. El rey está airado porque cree que con sus palabras los iba a intimidar.

Daniel 3: 16-17

Sadrac, Mesac y Abed-nego respondieron al rey Nabucodonosor, diciendo: No es necesario que te respondamos sobre este asunto.

He aquí nuestro Dios a quien servimos puede librarnos del horno de fuego ardiendo; y de tu mano, oh rey, nos librará.

El rey tiembla de ira al ver la actitud de estos varones. Dile a tus deseos, al diablo, al sistema ¡Ya no más! has la voluntad de Dios.

Daniel 3: 18

Y si no, sepas, oh rey, que no serviremos a tus dioses, ni tampoco adoraremos la estatua que has levantado.

No sirvas a Dios por lo que pueda hacer por ti sino por amor a Él. Dile al diablo, a la circunstancia que no te arrodillaras en frente de ellos. Así Dios no te prospere o de lo que quieras. Tienes que tener la estructura del Reino. Cuando un hombre o una mujer del Reino se paran en esa posición no serán conmovidos. Cuando tomas esta posición el diablo va querer atarte y anularte por todos lados. Él quiere asegurarse que te quemes. Anulando todos tus recursos y posibilidades.

Daniel 3: 23

Y estos tres varones, Sadrac, Mesac y Abed-nego, cayeron atados dentro del horno de fuego ardiendo.

Los hombres que los echaron al fuego, murieron quemados. Hay una estructura en el hombre y mujer de Reino que no tienen los demás. No trates de meter a nadie en tu horno, las personas del Reino pueden aguantar siete veces más. Prepárate para hacer echado en el horno, si vas a tomar actitudes del Reino. Cuando empieces a caminar en esa prueba de fuego las ataduras son sueltas. Vas a ser libre de todo ataque del diablo. Lo primero que hace el fuego es liberarte. Las ataduras del diablo no pueden quedarse de pie en medio del fuego de Dios.

Tienes que hacerle frente a las próximas generaciones. Las Venezuela de mañana va hacer el resultado de las personas de Reino de hoy. Las personas de Reino renuncian los deseos personales y Dios empieza a oírlos.

Daniel 3: 24

Entonces el rey Nabucodonosor se espantó, y se levantó apresuradamente y dijo a los de su consejo: ¿No echaron a tres varones atados dentro del fuego? Ellos respondieron al rey: Es verdad, oh rey.

El diablo quiere mantenerte atado, porque él sabe que el fuego te va a liberar. El diablo no quiere que tú seas libre. Te saca de la esclavitud del pecado para meterte en la esclavitud de la religión, organización y las federaciones dirigiéndose a una nueva cárcel. El diablo te puede permitir entrar al fuego pero no liberarte. Los escrúpulos religiosos te hacen ser preso de tus propios pensamientos, siendo esclavo de lo que Dios te hizo libre. Dios te hizo libre del temor.

Jesús no tolera a nadie atado en su presencia, lo primero que Dios te hace es librarte de todo; condenación, baja estima y pecado.  El diablo te quiere atar en la religión, en tu familia, en los dogmas, en las finanzas, pero Jesús te quiere liberar de todas estas cosas. Tienes que estar libre y de pie en medio de cualquier circunstancia.

Daniel 3: 25

Y él dijo: He aquí yo veo cuatro varones sueltos, que se pasean en medio del fuego sin sufrir ningún daño; y el aspecto del cuarto es semejante a hijo de los dioses.

Ellos estaban sueltos, paseándose en medio del fuego sin sufrir ningún daño. Tienes que pasearte libre en medio de la deuda, la aflicción, la circunstancia. Jesús es la verdad y el que conoce a Jesús es libre, porque Él no es una religión. Tienes que dejar de ser atado por la religión ¡Se libre! Las personas quieren conseguir a Jesús en medio de la abundancia. Él te está esperando dentro del horno de fuego.  Gente del Reino no le tienen miedo al fuego.

Daniel 3: 26

Entonces Nabucodonosor se acercó a la puerta del horno de fuego ardiendo, y dijo: Sadrac, Mesac y Abed-nego, siervos del Dios Altísimo, salid y venid. Entonces Sadrac, Mesac y Abed-nego salieron de en medio del fuego.

Asegúrate que las personas no te conozcan por tu cargo evangélico sino como siervo del Dios altísimo; porque así tú estarás haciendo la voluntad de Dios y no la tuya. Las personas no van a conocer a Dios directamente, conocerán al Dios que tú muestra.

Daniel 3: 27

Y se juntaron los sátrapas, los gobernadores, los capitanes y los consejeros del rey, para mirar a estos varones, cómo el fuego no había tenido poder alguno sobre sus cuerpos, ni aun el cabello de sus cabezas se había quemado; sus ropas estaban intactas, y ni siquiera olor de fuego tenían.

La gente nunca conocerá a un Dios diferente al que tú les muestras. Todos quieren mirar lo que tú haces; ellos se reunieron a ver cómo eran ellos Las personas quieren ver tu testimonio, para ver si van a creer en el Dios en el cual crees. Tienes que tener un testimonio correcto; todos quieren mirar como vives, como hablas y como te comportas fuera de la iglesia. Cuando las personas vienen a buscar un testimonio completo.

El rey estaba evaluando que estaban libres, que estaban intactos, pero también querían ver como lucían sus ropas.  Es necesario que el cristiano tenga un testimonio integro aun en su vestimenta. El cambio se tiene que ver por dentro y por fuera; que las personas deseen al Dios al cual tú tienes.

Daniel 3: 28

Entonces Nabucodonosor dijo: Bendito sea el Dios de ellos, de Sadrac, Mesac y Abed-nego, que envió su ángel y libró a sus siervos que confiaron en él, y que no cumplieron el edicto del rey, y entregaron sus cuerpos antes que servir y adorar a otro dios que su Dios.

Todos van a bendecir al Dios que ven en ti, no van a recibir a otro Dios que no vean en ti. Has que bendigan a Dios a través de tu vida. Dios está esperando hombres y mujeres para que le glorifiquen. A la gente le vale tus convicciones y tus principios.

Daniel 3: 29

Por lo tanto, decreto que todo pueblo, nación o lengua que dijere blasfemia contra el Dios de Sadrac, Mesac y Abed-nego, sea descuartizado, y su casa convertida en muladar; por cuanto no hay dios que pueda librar como éste.

No hay dios que pueda librar como Dios lo hace. Alégrate, deja de sufrir, Dios te va a librar. Él va hacer maravillas y milagros porque no hay Dios que pueda librar como este.Javier Bertucci

Publicado en Sin categoría | Deja un comentario